BIENVENIDO

Gracias por visitar este Blog.

Se pueden publicar comentarios en cualquier reseña. Para consultar reseñas antiguas, solo tienes que pinchar en "Listado Alfábetico de las películas del Blog".

Todos los comentarios serán contestados. Para plantear dudas, sugerencias o cuestiones puedes enviar un e-mail a: sgmcine@hotmail.com

Actualmente hay 358 reseñas publicadas.

viernes, 20 de abril de 2007

Casablanca

Casablanca (1942)

Año 1942, en la ciudad de Casablanca, controlada por la Francia de Vichy, un espía que portaba dos salvoconductos para viajar a territorio neutral es asesinado, pero antes de morir tiene tiempo de entregarle los documentos a Rick Blaine, un americano dueño de un importante café de la ciudad. Poco después, llega a Casablanca un antiguo amor de Rick: la bella Ilsa, esposa del lider de la resistencia checa Victor Lazlo, que se encuentra retenido en Casablanca. Ilsa recurre a Rick para tratar de conseguir el salvoconducto para su marido, pero el americano, dolido por haber sido abandonado, se niega en principio a ayudarla. Mientras tanto siguiendo los pasos de Lazlo, llega a Casablanca un oficial alemán, el Mayor Strasser; quien, junto al prefecto francés, Capitán Renault, tratan de impedir la huida de Lazlo. En esa situación Rick tendrá que decidir entre sus sentimientos personales o sus ideales.

Poco puede decirse sobre esta mítica película, auténtica OBRA MAESTRA del séptimo arte. Casi sin proponérselo y sin tener en absoluto pretensiones de pasar a la posteridad (baste decir que el guión se iba reescribiendo el mismo dia de rodaje) el director Michael Curtiz rodó posiblemente una de las tres mejores películas de todos los tiempos. Su secreto a mi modo de ver, es que “Casablanca” toca una serie de temas intemporales que abarcan el amor, la amistad, la lucha por los ideales… y un guión que, pese a ser fruto de bastante improvisación, es absolutamente redondo en su conjunto. Nadie que haya visto esta película puede dejar de sentir un nudo en la garganta cuando Lazlo, para interrumpir a unos clientes alemanes del café de Rick que habían comenzado a entonar el himno alemán, ordena a la banda “Toquen La Marsellesa…”. Jamas un himno nacional se convirtió en un canto a la libertad de la manera que se hizo en esa memorable escena. Por supuesto, frases míticas como “Siempre nos quedará Paris”; “Tocalá otra vez, Sam”, o “Creo que este es el inicio de una bonita amistad” perdurarán por siempre en la historia del Cine.

Otra parte importante de la magia de Casablanca son sus actores, todos ellos en estado de gracia. Humphrey Bogart, como el aparentemente cínico, pero idealista en el fondo Rick consigue el mejor papel de su carrera. Las miradas de Bogart con Ingrid Bergmann en las secuencias que comparten dicen más que cien páginas de dialógos. La actriz sueca, igualmente, consigue una interpretación brillante de la atormentada pero fiel Ilsa dando a su personaje infinidad de pequeños matices. Los secundarios, y entre ellos especialmente Claude Reins como el oportunista capitán Renault, también rayan a gran altura.

En definitiva, lo que en principio iba a ser una mera película propagandística dentro de la campaña ideológica de Hollywood contra el nazismo, acabó convirtiéndose casi por casualidad en THE MOVIE (LA PELICULA), y con sobrados méritos para ello.

14 comentarios:

Major Reisman dijo...

Buenas

Efectivamente, Casablanca es una de las grandes películas de todos los tiempos. Es increíble que una mezcla tal de estereotipos de cine hecha a trompicones haya acabado siendo una OBRA MAESTRA.

Personalmente creo que gran parte del mérito lo tienen la pleyade de secundarios que también estaban en estado de gracia. No solo Claude Reins y su inolvidable Capitán renault, sino también Peter Lorre (Ugarte), Sidney Greenstreet (Signor Ferrari) y por suspuesto Dooley Wilson (Sam).

Yo me quedo con la escena del capitan Renault gritando ¡Qué escándalo! ¡Aquí se juega!, mientras recibe sus ganancias.

Un saludo

Von Kleist dijo...

Buenas Reisman

Efectivamente, el personaje del Capitán Renault es uno de los más logrados secundarios de la historia del cine. Claude Reins encarna a la perfección el típico "sinverguenza simpático" que pese a su dudosa moralidad, acaba cayendo bien. Fue un acierto del guionista incluir a este personaje en la magistral escena final de Rick y Renault caminando entre la niebla del aeropuerto.

Como comentaba yo, pese a haber visto Casablanca varias veces, siempre me sobrecoge la escena de La Marsellesa (por cierto, posteriormente imitada de forma descarada en la famosa serie de los 80 "V", con los lagartos haciendo de alemanes). Pocas escenas en la historia del cine tienen esa carga de emotividad. Esa escena, junto con la Panzerlied de la "Batalla de Las Ardenas", son de mis escenas inmortales.

Saludos

imrahil dijo...

Mi película favorita(y la de mi padre). Poco original se puede añadir de esta obra mítica, sorprende como se puede identificar a cada personaje con el comportamiento de su país de procedencia durante el conflicto, el francés ambiguo, el alemán invasor, el americano neutral. Quizás la magia esté en contar con tanto talento lo evidente

Von Kleist dijo...

Buenas Imrahil

Cierto lo que dices sobre el talento para contar lo cotidiano con tanta brillantez. Lo cierto es que esta peli hasta consigue que me emocione con "La Marsellesa" y mira que los franceses no me terminan de caer bien...;)

Anónimo dijo...

Acierto del autor del blog...
PD:Mayor Reisman,de nuevo mas de lo mismo...esta es una obra maestra...y no las pirricas que Vd.considera como tales...

yossarian dijo...

Hola.

Es maravilloso ver que no soy el único que se emociona al oir la Marsellesa en el Rick's.

No puedo añadir nada que ya no se haya dicho.

Sólo sé que quiero ser amigo de Rick y seguirlo entre la niebla donde quiera que vaya.

Von Kleist dijo...

Buenas Yossarian

Por mucho que vea la escena de Lazlo diciendole a la orquesta "Toquen la marsellesa" todavia me pone los pelos de punta. Por eso la considero una de las escenas inmortales de la historia del cine.

Saludos

lola dijo...

Hola, vengo desde un blog de cine que hay en 20 minutos.
Me encanta esta película, no podría decirte con qué escena quedarme: la de Lazlo pidiendo que toquen la Marsellesa, el primer encuentro entre Ilsa y Rick en el café, cuando Rick deja ganar al joven búlgaro para que su mujer no tenga que acostarse con el capitán Renault. Es una película sencillamente mágica, ah! y esa melodía. Tócala otra vez Sam.
Saludos!

Von Kleist dijo...

Buenas Lola

Bienvenida y gracias por el comentario. Pues sí, coincido contigo en que lo más mágico de Casablanca es su capacidad para emocionar a los espectadores 60 años después de su estreno. Aparte de eso, es una de las películas que mas escenas "inmortales" ha dejado en el imaginario colectivo de varias generaciones, y como apuntaban por ahi ¿quien no ha querido perderse en la niebla del aeropuerto con Rick?. Esa es la mejor prueba de que estamos ante un clásico atemporal.

Saludos

Ramón dijo...

Jamás se dice en la película "tócala otra vez, Sam".

social-oportunista dijo...

Ni suena el himno alemán.

Anónimo dijo...

>>>Ramón dijo...
Jamás se dice en la película "tócala otra vez, Sam". >>>

Vale: lo sabe medio mundo o más.

Pero, así, usted se queda tan ancho.

Claudio dijo...

Hago mención de la música, la melodía principal "Time goes by" que también contribuye a la belleza de la película.

Von Kleist dijo...

Buenas Claudio

Efectivamente, la melodía de "El tiempo pasará" es otra de esas composiciones musicales que se quedan en la memoria. Un atractivo más para valorar este gran clásico del cine.

Saludos