BIENVENIDO

Gracias por visitar este Blog.

Se pueden publicar comentarios en cualquier reseña. Para consultar reseñas antiguas, solo tienes que pinchar en "Listado Alfábetico de las películas del Blog".

Todos los comentarios serán contestados. Para plantear dudas, sugerencias o cuestiones puedes enviar un e-mail a: sgmcine@hotmail.com

Actualmente hay 357 reseñas publicadas.

jueves, 14 de enero de 2010

Cinco tumbas al Cairo (Five graves to Cairo)

Cinco Tumbas al Cairo (1943)

Norte de Africa, junio de 1942. Tras la caida de la fortaleza de Tobruk en manos alemanas, el cabo John Brombel (Franchot Tone), el único superviviente de la tripulación de su tanque, se refugia en el Hotel de carretera “Emperatriz de Bretaña” regentado por el simpático Farid, y la camarera francesa Mouche (Anne Baxter). Aunque el sitio parece un lugar seguro, pronto las cosas se complican cuando los alemanes y el Estado Mayor del Afrika Korps, con el mariscal Rommel (Erich von Stroheim) a la cabeza, deciden usar el hotel como cuartel general antes de reemprender el avance sobre Egipto. Para no ser descubierto, Brombel adopta la personalidad del camarero Paul Davos, agente alemán fallecido en un bombardeo antes de la llegada de los alemanes. Inesperadamente colocado en una posición privilegiada, Brombel emprende una arriesgada misión de espionaje, tratando de averiguar donde esconden las fuerzas alemanas los depósitos secretos de suministros con los que Rommel planea reemprender el avance final sobre Egipto.

Cinco tumbas al Cairo fue el tercer largometraje dirigido por el genial realizador norteamericano de origen austriaco, Billy Wilder. El rodaje tuvo lugar durante los primeros meses de 1943 en el desierto de Arizona y en los estudios de la Paramount, con guión basado en la comedia de 1927 "Hotel Imperial", de Lajos Biró. Y como no podía ser de otra manera dada la fecha de su realización, es un título que se enmarca dentro de las decenas de películas de contenido propagandístico realizadas por los estudios de Hollywood  durante la contienda, en apoyo de la causa aliada

A pesar de ello, hay que reconocer que Wilder siempre se las ingeniaba para ofrecer algo distinto e interesante en sus films. En este caso, la película comienza con una secuencia impactante y arrolladora, mostrándonos como un solitario tanque británico vaga a la deriva por las dunas del desierto, mientras todos sus ocupantes yacen inermes en su interior. Luego, a partir de la llegada del único superviviente del carro al hotel de carretera, el relato cambia bruscamente de dirección, para introducirnos en la trama que se desarrolla en el escenario ligeramente claustrofóbico del hotel medio derruido por los bombardeos, a donde van llegando los personajes. Una trama que al principio ofrece los elementos típicos de una comedia de enredo, para luego ir introduciendo de forma gradual la historia de intriga y espionaje que gira alrededor de la figura del mariscal Rommel, y un misterioso mapa que contiene importante información sobre la campaña de Egipto. Todo un ejemplo de “crescendo” narrativo que Wilder sabe administrar a la perfección poniendo de manifiesto sus habilidades como director.

Eso hace que uno pueda olvidar lo poco verosímil de la trama de espionaje, y hasta perdonar algún que otro elemento poco pulido del guión (como por ejemplo, el retrato excesivamente caricaturesco que se hace los italianos, personificados en el torpe general Sebastiani). Otro aspecto que no me terminó de convencer es el retrato que se hace de Rommel. Pese a que la interpretación de Von Stroheim encarnando al famoso mariscal alemán es bastante digna, bajo mi punto de vista aparece retratado como un hombre frío y autoritario, de forma que el personaje responde más al tópico de oficial prusiano estirado, que al perfil carismático del Zorro del Desierto. Aunque esto es desde luego compresible dadas las circunstancias de la contienda.

En definitiva, Cinco tumbas al Cairo, si bien es un título menor dentro de la filmografía de Wilder, ofrece bastantes destellos de buen cine, amén de mostrar las habilidades en la realización de el por aquel entonces joven director. Desde luego, es una película que cumple la máxima enunciada por el propio Wilder de que: “Al público se le agarra por el cuello, se les acelera el corazón, y no se les suelta. Hay que apretar cada vez más. Al final, cuando están casi sin aliento, se les deja, se acabó, y la sangre empieza a circular de nuevo”. Un clásico a descubrir.

Calificación: 6,5/10

13 comentarios:

miquel zueras dijo...

Para mí esta película siempre valió la pena por dos nombres: Stroheim y Wilder (volverían a coincidir en "El crepusculo de los dioses" que pienso revisar esta noche) Borgo.

Major Reisman dijo...

Buenas

Estupenda crítica Kleist. Ciertamente Wilder apuntaba maneras. Una cosa sobre Rommel. Cuando se realizó esta película los americanos acababan de sufrir el desastre de Kasserine y Rommel era visto como el típico prusiano eficiente. La biografía más amable vendría después de la IIGM, así que no es de extrañar que huela un poco a "estereotipo" como bien apuntas en tu comentario. Aún así, Wilder le consigue dotar de algunos destellos "humanos"

Un saludo

Sila dijo...

Desconocía esa película. Desde luego, y pese a que probablemente será propagandística, tiene muy buena pinta. Lo que me sorprende es como Rommel se había convertido incluso en un icono en el cine cuando todavía (1943) seguía con vida y al servicio de la Wehrmacht.

Un saludo

Anónimo dijo...

Que grande era Billy Wilder, ya no quedan directores con esa acidez e ironía.

Conde de Salisbury dijo...

Jesús, otro recuerdo de mi infancia ... Vi esta película hace muchos, muchos años y he olvidado buena parte de ella. Sin quere destripar demasiado el argumento a quien no la haya visto ¿esta es en la que el bueno descubre la estrategia alemana al ver la curiosa disposición de las letras en un mapa?
Y por otra parte ¿la carreta costera entre Libia y Egipto generaba antes de 1940 tanto tráfico como para sustentar un hotel de carretera o está ahí "por necesidades del guión"?

Von Kleist dijo...

Gracias a todos por vuestros comentarios

Miquel Ciertamente Stroheim que era ya toda una leyenda del cine a esas alturas, era un actor de carisma. Además cuando Wilder (por aquel entonces un joven director) fue a ofrecerle el papel al veterano actor y director, para romper el hielo y halagarlo le dijo "Sus películas se han adelantado 10 años a su tiempo". Y la respuesta de Stroheim fue: "No, mis películas se han adelantado 20 años a su tiempo...". Sin duda, era todo un personaje.

Reisman, es cierto que en 1943 aun no se tenía la perspectiva histórica de Rommel, y desde luego, teniendo en cuenta que aun se estaba en guerra con Alemania, el retrato que se hace de él es razonablemente positivo. Pero detalles como el de Rommel pegándole con la fusta a la camarera chirrian bastante. Pero en fin, es compresible, dadas las circunstancias.

Sila el "idilio" de Hollywood con Rommel es algo digno de estudio. Creo que es el único caso de general enemigo que sale en todas las producciones sobre un teatro de operaciones. ¡Incluso le dedicaron un biopic en los 50!. Y lo más llamativo es que, como bien dices, aun estando en guerra con Alemania y siendo un general en activo ya era un personaje cinematográfico. Es una buena muestra de la impresión casi legendaria, que Rommel causó en los aliados occidentales.

Anónimo, como decia el título de aquel programa ¡que grande es el cine!. Y Wilder ha sido uno de sus grandes genios, sin duda.

Conde, efectivamente la escena que señalas pertenece a esta película. Y es la escena clave que explica la trama de espionaje. En cuanto a lo que cuestionas (por cierto, muy aguda tu pregunta) la respuesta es afirmativa. Dado que la carretera de la costa era la única via transitable para los vehículos de todo tipo, forzosamente tenían que existir establecimientos de carretera junto a ella. En ese aspecto el escenario del hotel es perfectamente creible.

Saludos

Conde de Salisbury dijo...

Hola de nuevo Herr Kleist. El hotel de carretera sigue inquietándome todavía ... que funciobase antes de 1940 es razonable, pero ¿y después de que se inician las hostilidades entre Italia y Gran Bretaña en junio de 1940? ¿que clientela lo iba a usar? Ningún civil iba a circular como viajante de comercio entre El Cairo y Bengasi al tiempo que se combatía en Sidi Barrni o Gazala.

Von Kleist dijo...

Hola Conde

Jeje... bueno la verdad es que es una duda razonable. Pero tomando, por ejemplo el caso de los locales de la Francia ocupada en 1940, no es descabellado pensar que el hotel siguiera funcionando. Al fin y al cabo, la carretera en sí no era un escenario de guerra. Y clientes, con los miles de militares de ambos bandos que pasaban por alli, no iban a faltar.

Saludos

maximo dijo...

A mi me parece una candida pelicula de propaganda durante la guerra. Pero es que de esas se hicieron muchas y que siguan siendo dignas de verse, pocas. Y esta es una del segundo grupo. Desde luego que "dios" imprimia caracter a sus peliculas, y yo tambien me quedo en como va cambiando el ambiente de la pelicula. Esa primera escena con el carro avanzando por el desierto con todos en su interior, sin saber si estan muertos o no.... Es genial.

Von Kleist dijo...

Buenas Máximo

Coincido contigo en cuanto a la candidez argumental. Pero en este caso lo que prima es estilo, y de eso Wilder iba sobrado. La trama está contada con maestria y con una tensión dramática sabiamente dosificada. Y en cuanto a la escena inicial del tanque vagando por el desierto... sencillamente magistral. Una secuencia, por cierto, que muy probablemente inspiró la apertura de otro film posterior ambientado en el Norte de Africa como "Mercenarios sin Gloria"(Play dirty).

Saludos

alex dijo...

Aunque este no es el lugar correcto, comentar que me hice eco de la serie que comentó otro colega en este foro denominada Generation Kill ambientada en el Irak del 2003.

Del tipo Hermanos de sangre y la próxima The pacific, aunque creo que es algo mejor.

En pocas palabras muy buena y merece mucho la pena hacerse con ella.

Perdón por el atraco, que acabo de hacer.

Von Kleist dijo...

Buenas alex

Gracias por el comentario, y no te preocupes, las noticias sobre cine o series bélicas siempre son bienvenidas.

Saludos

Piru dijo...

Me gustó mucho esta película cuando la vi en un TCM clásico, y no logro encontrarla, espero tener suerte en adelante, un saludo.