BIENVENIDO

Gracias por visitar este Blog.

Se pueden publicar comentarios en cualquier reseña. Para consultar reseñas antiguas, solo tienes que pinchar en "Listado Alfábetico de las películas del Blog".

Todos los comentarios serán contestados. Para plantear dudas, sugerencias o cuestiones puedes enviar un e-mail a: sgmcine@hotmail.com

Actualmente hay 349 reseñas publicadas.

miércoles, 25 de febrero de 2009

Escarlata y Negro (The Escarlet and the Black)

Escarlata y negro (1983)

La acción nos sitúa en Roma, tras la ocupación de la ciudad por tropas alemanas en 1943. El coronel de la SS Herbert Kappler (Christopher Plummer) recien nombrado nuevo jefe de la Gestapo en la ciudad, decidido a acabar con las actividades de la Resistencia en la capital italiana. Por su parte, Monseñor Hugh O’Flaherty (Gregory Peck), es un sacerdote irlandés perteneciente al Santo Oficio del Vaticano, que dedica todos sus esfuerzos a ocultar soldados aliados evadidos y familiares de la resistencia italiana para ayudarles a escapar de los alemanes. Pronto, Kappler comenzará a sospechar de O´Flaherty, trabándose entre ambos hombres una intensa rivalidad.

Puede decirse que el caso de Escarlata y Negro es ciertamente atípico, ya que, pese a ser una producción hecha para la televisión, tanto por su despliegue de medios de producción como por su calidad artística, estamos ante un telefilm perfectamente equiparable a cualquier producción hecha para la gran pantalla. La historia que nos cuenta se basa en una novela publicada en 1967 por el escritor J. P. Gallagher titulada The Scarlet Pimpernel of the Vatican (La pimpinela escarlata del Vaticano). En dicha novela se narraba la historia real de Monseñor O´Flaherty, cuyas actividades clandestinas durante la guerra habían sido de mucho valor para rescatar a decenas de personas en peligro de ser detenidas por los alemanes. Por tanto, era una historia que claramente se prestaba para ser llevada al cine.

Como apuntaba antes, pese a tratarse de un telefilm (ganador, por cierto, de 3 premios Emmy), “Escarlata y Negro” tiene toda la apariencia de una gran producción convencional. Destaca en primer lugar, la presencia de dos grandes intérpretes como Gregory Peck y Christopher Plummer, que bordan sus respectivos papeles de luchador sacedorte y cruel oficial de la Gestapo respectivamente. También llama la atención la cuidada ambientación de los escenarios y exteriores, con muchas escenas filmadas en las localizaciones reales de Roma y el Vaticano. Pero por encima de todo, el film destaca por el sobresaliente duelo interpretativo entre Peck y Plummer, que llena la pantalla de una manera abrumadora, especialmente en las escenas que comparten. Un mano a mano actoral que por momentos recuerda al no menos memorable de Laurence Olivier y Michael Caine en “La Huella”. De entre todas las escenas que comparten los dos grandes actores me quedaría especialmente con dos: el primer encuentro de Kappler y O´Flaherty a la salida del teatro de la Ópera, y la parte del desenlace, con el duelo dialéctico entre los protagonistas, en la que Kappler termina apelando a los sentimientos cristianos de su acérrimo rival para conseguir su ayuda.

Además, la película ofrece una buena visión general de la situación en Roma durante los meses de ocupación alemana, y de las actividades clandestinas de la Resistencia durante ese periodo. Todo ello muy bien aderezado con la banda sonora compuesta por el siempre eficaz Ennio Morricone, que acompaña muy bien a la historia. Por ponerle algún “pero” quizás se le puede achacar algún que otro pequeño bajón de ritmo, y que, debido a la extensión de su metraje (casi 140 minutos) puede hacerse un poco larga, pese a que el ritmo narrativo es sostenido, por lo que la historia no llega a aburrir en ningún momento. Otro aspecto a su favor es el de que la mayoria de personajes reales que aparecen como Kappler, el Papa Pio XII, el General Wolf (jefe de la SS en Italia aunque aparece en el film con otro nombre) o el mismo Himmler son retratados de una manera bastante creíble y fidedigna.

En definitiva “Escarlata y Negro” es un telefilm que supera ampliamente a otras producciones de su estilo, quizás no especialmente sobresaliente en ningún aspecto, pero hecho con mucho oficio. Un título que no viene mal revisar de vez en cuando y que sobre todo merece ser recordado por la brillante actuación de su dúo protagonista.

Calificación: 7/10

23 comentarios:

Anónimo dijo...

Para mí lo mejor es la actuación de Plummer como padre de familia-inquisidor de la gestapo: una DUALIDAD que le da sabor al personaje. De la escenas de la película la mejor es el principio cuando pasan por los salones del Vaticano con sus uniformes negros junto a los enpurpurados.

Históricamente, lo que menos da el pego es la relación de Pío XII con los alemanes. Yo creí que le dió la bendición a los pilotos que fueron a bombardear Guernica, así que debía de estar a partir un piñón con ellos, y en la peli lo ponen como opositor.

¿Cómo lo compararía usted con la versión de Mastroniani y Burton, Von Kleist? Porque no la he visto, y supongo que después de haber visto Escarlata y Negro no es fácil verla desprejuiciado, pero me pica la curiosidad...

¿Y qué le pareció la SEGUNDA actuación de Caine en La Huella?

Von Kleist dijo...

Buenas anónimo

Ciertamente el esbozo del personaje de Kappler es muy completo. Lo vemos en todas sus facetas, desde la de padre cariñoso a la de despiadado ejecutor de la Gestapo. Muy de agradecer que la película vaya más alla del estereotipo de nazi fanático y sádico de rigor.

Respecto a Pio XII, creo que su retrato es realista. Lo pintan como un hombre algo intimidado por los alemanes y dispuesto a contemporizar con ellos (por ejemplo, como le dice a O´Flaherty en una de las escenas "mejor eso que nos invadan"), lo cual me parece ajustado al personaje.

No he visto la versión de Mastroiani, aunque dudo que supere a esta. Respecto al papel de Caine en el horrible "remake" de "La huella" poco puedo decir salvo que es una pena que tan magnífico actor manchara su curriculum con semejante bodrio.

Saludos

lola dijo...

Hola, he visto este telefilm un par de veces, pr cierto creo que hace tiempo que no lo pasan, y me gustó muchísimo. Gregory Peck hace un gran papel, y Plummer está realmente genial, alejado del almibarado Von Trapp.
Sobre Pio XII pienso que vivió una época difícil y que el miedo a que el comunismo se extendiera hizo que cometiera muchos errores. Pero ¿quién sabe lo que habría hecho uno en una situación igual?
Saludos!

Von Kleist dijo...

Hola Lola

Lo bueno de "Escarlata y Negro" es que es de esas historias que no importa volver a ver pasado un tiempo. Respecto a Plummer (por cierto, que siempre renegó de su papel en "The Sound and the music" llamándola "The sound of mocus") solo decir que su interpretación está posiblemente entre las 2 o 3 mejores de su carrera.

En cuanto a Pio XII, efectivamente, le tocó una época díficil. Quizás le faltó algo de entereza moral para hacer frente al nazismo, pero tampoco creo que fuera un Papa filonazi, como algunos historiadores han sugerido.

Saludos

Major Reisman dijo...

Buenas

Jo, esta es una de esas series de las que no se te olvidan. A mi la escena que me gustó es cuando Plummer está completamente exhasperado y tiene en la mirilla de su rifle a Peck y este le mira como diciendo "¿A qué no te atreves?". Después de verla entiendes a la perfección la expresión diplomacia vaticana.

Y sobre Pío XII. Bueno, evidentemente no fue un filonazi, pero tampoco un ejemplo de entereza moral. Efectivamente estaba en una posición bastante difícil y bajo amenaza de invasión En ese sentido lo hizo bien. Lo que pasa es que se espera que la cabeza de la iglesia siempre haga algo más.

Un saludo

Von Kleist dijo...

Hola Reisman

Es cierto lo de la escena de Kappler apuntando con el rifle de francotirador a O´Flaherty... es otra de las escenas destacables y se me había pasado mencionarla en la reseña. Gracias por traerla a colación.

Respecto a Pio XII, ciertamente se le puede achacar que debió hacer algo más ante la barbarie nazi, y seguramente temió más al comunismo que al fascismo; pero quizás algunos historiadores han querido cargar demasiado las tintas contra su figura. Personalmente opino que en este caso sí que aparece retratado de una forma bastante fidedigna.

Saludos

el segundo de los cuatreros dalton dijo...

¿¿¿No ha visto la versión de Mastroiani y Burton???

Pero si la tiene comentada en su propio Blog, hombre: Muerte en Roma.

Claro, claro, no es que sea la misma versión de esta película, porque no coinciden los argumentos, probablemente el Sr. Anónimo se confundió porque en las dos aparece el persoanje de Kappler, pero no es que sean iguales iguales...

Aunque sí el válido compararlas, porque la tématica (el nazi contra el cura) es similar.

Pero yo les veo más diferencias que semejanzas. De todos modos en la de Mastroiani un comentarista también menciona lo de un cura que se dizfrasa tipo mortadelo; seguro que debió de pensar en la escena de esta película en que vemos a Peck vestido de monja.

(Por cierto me dió ganas de reír)

Para mí, la escena que más megusto fué cuando dan la orden de fusilar al padre, y como los soldados son italianos, cada uno tiene la idea de disparar justo a la pared, para ninguno cargar en su consiencia con tamaño crímen...Y TODAS las balas pegan en la pared, mientras el padre de espaldas se queda rígido.

Hay una peli de Glenn Ford en que hacen la misma escena: se trata de un chico confederado en la guerra civil americana que NADIE quiere fusilar, y cuando TODAS las balas pegan al lado, se pone a reír: "Aún estoy vivo" les dice. Muy drámatico.

También hay un cuento de Borges El Milagro Secreto sobre la misma idea...

Von Kleist dijo...

Hola 2º de los cuatreros

Muchas gracias por subsanar mi "lapsus" inducido por pensar que me estaban preguntado por un "remake" de esta película (si es que a veces las neuronas no dan más de sí...).

Efectivamente, "Muerte en Roma" tiene cierta similitud con "Escarlata y Negro", aunque en ese caso se trate de la historia de la matanza de las Fosas Ardeatinas. Comparando ambos films, me parece que "Escarlata y Negro" es superior, aunque aquella no es una mala película. Y lo mismo puede decirse de las interpretaciones de Mastroiani y Burton, que son buenas pero no llegan al nivel de las de Plummer y Peck en este caso.

Por cierto, cuatrero, que la escena del fusilamiento del cura me recordó un poco a la escena análoga de "Roma, cita aperta", lo cual me hace preguntarme si no será un homenaje a aquella, porque ciertamente son similares.

Saludos

billy dijo...

Aún me acuerdo de cuando vi esta cinta en la tele sin haber cumplido la pubertad y me trae a la memoria con una sonrisa de cuando me dejaban ver cosas como Masada, Holocausto y demás pero me echaban de la tele cuando ponían alguna con escenas eróticas. En cuanto a ésta lo que más me gustaba era la forma de disfrazarse del cura y que yo interpretaba como 100% Mortadelo y Filemón ;).

Von Kleist dijo...

Buenas Billy

Muy atinado tu comentario sobre la "censura selectiva" que yo creo que todos hemos sufrido en mayor o menor medida en la adolescencia.

Respecto a lo de los disfraces, a mi es lo que más me "chirría" de la película, especialmente en la escena en que O´Flaherty se disfraza de oficial de la SS... ya me pareció rizar el rizo.

Saludos

Saludos

MARCELO JAVIER QUIROGA.- dijo...

"ESCARLATA Y NEGRO" ES UNA PELICULA FRANCAMENTE SENSACIONAL PERO QUE LASTIMA QUE COMO EN TANTISIMOS CASOS COMO ESTE LOS POLITICOS CORRUPTOS Y LOS IDEOLOGOS DE TURNO QUE DESGRACIADAMENTE PARA LA MAYORIA NUNCA SABEN DECIR AUSENTES HAYAN PROSTITUIDO LA PELICULA METIENDO A LA ACTRIZ PORNO OLGA KARLATOS QUIEN TRABAJO JUNTO A ILONA STALLER MAS CONOCIDA COMO "LA CICCOLINA" EN UNA PELICULA PORNOGRAFICA CONOCIDA EN ARGENTINA COMO "LA CICCOLINA SIN CASCARA".-

zeitzler dijo...

Hombre, que aparezca una actriz así no me parece que cambie nada: en primer lugar No hace aquí ese tipo de papel, porque no es ese tipo de película, y en segundo lugar Romy Schinder hacía de chica de Delón en la peli en que matan a Trosky y nadie se quejaba.

Ahora, que una actriz haga una mala interpretación, siempre es una mala interpretación, pero no veo nada de malo en poner a una con ese "pasado".

Cher en las brujas de Eastwick tampoco lo hacía tan mal. (Tan bien, tampoco)

billy dijo...

Añado que la escena de la mirilla (el duelo entre el cazador que no puede conseguir a su presa a pesar de tenerla a tiro) fue bastante usado en muchas películas posteriormente y de hecho lo pude ver reflejado en ¨los intocables¨ (cuando Eliott Ness está a punto de pegarle un tiro al indefenso malo mientras se descuelga de un tejado) o la de ¨En la linea de fuego¨ en la que sucede casi lo mismo. Claro que en ésta el ¨malo¨ era Peck y su cachondeo desarmante ante el alemán (quien dijo que la risa no era un arma?).

nota: por cierto, menura napia que tenía el personaje real.

Von Kleist dijo...

Buenas Billy

Pues sí, la escena de la "mirilla" del fusil telescópico es un cliché repetido muchas veces en el cine. Aunque no se vió en esta película por ves primera, ni mucho menos. Recuerdo una película de los años 40, sobre un cazador británico que, por casualidad, llega a tener en su punto de mira al mismo Hitler... era un film de propaganda de 1942 o 1943, aunque ahora no recuerdo el título. Pero vamos, que lo del personaje en el "punto de mira" viene ya de antiguo.

Saludos

manuelp dijo...

Qué burrada es esa de la bendicion de los aviones que iban a bombardear Guernica, hombre? Nos va a decir que la Legión cóndor informaba al Vaticano de sus operaciones? Dígame, ¿con cuánta anticipación? ¿La bendición se transmitía por radio "Urbi et orbi", en mensaje cifrado o firmada al reverso de una estampa?
Sin contar con que en 1937 el Papa era Pío XI. Pío XII, su sucesor, no debió de ser tan entusiasta de Franco durante la guerra civil española a juzgar por el comentario del diplomático franquista Agustín de Foxá cuando reconoció al nuevo papa saludando a la multitud en la plaza de San Pedro: "¡Qué lástima de tiro de pichón!". (La anécdota la contaba, no recuerdo si como testigo presencial, el escritor Gonzalo Torrente Ballester, galleguista del 35 reciclado en franquista en el 36 y en socialista en el 82).

Federico dijo...

Ciao

La he vuelto a ver y ha habido bastantes puntos que no me parecen reales:
Que el Papa recibiera a ésos (o cualquier otro) oficiales de la SS, creo que los contactos entre los jefes de tercer nivel de las SS locales y el Vaticano son bastante más creibles en Muerte en Roma
Kappler: No creo que Kappler perdiera los nervios y el control como se insinua en la pelicula, Kappler era un carnicero frio, como escribe toda la historiografía italiana del tiempo, más parecido al Oficial alemán de Roma Città aperta.
Me parece muy poco creible que Himmler (y los mandos SS en Italia) buscasen enemistarse con el Vaticano, desde el momento que lo necesitaban para escapar al final de la guerra
El numerito de los francotiradores en plaza San Pietro me parece ridiculo: para que estaban? para disparar no, dado que no dispararon y no creo que un Kappler que se cargó a 335 italianos en las Fosse Ardeatine (algunos personalmente y cara a cara) no se atreviera a apretar el gatillo a distancia
Como pelicula, no se porque no entiendo, como aproximación histórica...

Von Kleist dijo...

Buenas Federico

Hay que entender la película como lo que es: una ficción con base histórica. ¿Que hay partes poco creibles?, sí, las hay, pero están bien contadas, que es lo que importa cuando se trata de una película. En cuanto a lo del numerito del francotirador, por supuesto que Kappler no iba a atreverse a dar la orden de disparar, pero servía -a mi modo de ver- para darle un toque de aviso al padre, como diciendole "Te sigo de cerca".

Saludos y gracias por el comentario.

Guillermo de Almagro dijo...

Volvi a ver este buen telefilme en el cable y no hay mucho que agregar a tu cronica, es bueno que de tanto en tan la repitan, es una obra que se sostiene por las excelentes actuaciones de sus protagonistas. En relacion con la actuacion de Pio XII se han escrito cataratas de tinta y es un debate que sigue abierto ya que por lo que lei en el libro de Goldhagen "La iglesia catolica y el holocausto", obra que ya tiene algunos años se quejaba de la imposibilidad de acceder a los documentos del Vaticano que a esa fecha aun permancecian bajo llave.
Excelente tu blog. Saludos argentinos.

Von Kleist dijo...

Buenas Guillermo

Efectivamente, esta es una de esas producciones de tan esmerada puesta en escena y con un buen guión, que hace que puedas verla varias veces pasado el tiempo y la vuelvas a disfrutar tanto o más que en el primer visionado.

Respecto a la actitud de Pio XII frente al nazismo, como dices, es un tema de dificil enjuiciamiento. Por un lado, estaba sometido a poderosas presiones políticas, porque el Vaticano se ubica en territorio italiano, e Italia era un país fascista aliado de Alemania, pero por otro, es también de justicia afirmar que como lider espiritual de Occidente, debió haber hecho algo más. En cualquier caso, es un personaje controvertido, sin duda.

Saludos

Guillermo de Almagro dijo...

Como vos decis, el Pontifice debia haber hecho mucho mas, la visión que se muestra en la película de Pio XII es un poco edulcorada me parece que la salvación de los judíos en mas fruto de una iniciativa individual que institucional. La Iglesia podría haber hecho mas y no lo hizo, por cobardía, por diplomacia, por no ofender al poder de turno por lo que sea, no hubo reacción ante las atrocidades, para los que quieran ahondar busquen en internet quien fue Monseñor Jozef Tiso, un sacerdote católico que presidente de Eslovaquia aliada a la Alemania Nazi, en 1942 dijo “La expulsión de los judíos es un acto cristiano porque se hace por el bien del pueblo, que se libra así de sus plagas”, al final de la guerra lo colgaron, pero la Iglesia jamás lo excomulgo aunque sea para salvar las apariencias.
Volviendo a la película creo que tratan de salvarle la ropa al Papa, cuando me parece que los hechos de su parte han sido menos heroicos.
Me encanta tu blog.

Von Kleist dijo...

Buenas Guillermo

Como decía en mi anterior comentario, el tema de la actitud de la Iglesia Católica ante el nazismo es peliagudo. Desde luego, muchos dentro del catolicismo simpatizaban con el anticomunismo nazi, e incluso con el antisemitismo, pero generalizar siempre es complicado. Aunque es verdad que como mínimo, la postura de la Iglesia Católica puede definirse como tibia.

En cuanto al Papa, imagino que la novela original tampoco cargaba mucho las tintas contra él, y creo que es mejor asi, para no distraer la atención de la historia principal.

Saludos

Anónimo dijo...

the dating dictionnary http://loveepicentre.com/testimonials.php speed dating in north carolina

Anónimo dijo...

maggie osborne free ebook blog http://audiobookscollection.co.uk/Hacking-Photoshop-CS2/p184505/ website marketing ebook [url=http://audiobookscollection.co.uk/es/Social-Networks-and-Trust/p222567/]ebook travel guides[/url] drops like stars ebook