BIENVENIDO

Gracias por visitar este Blog.

Se pueden publicar comentarios en cualquier reseña. Para consultar reseñas antiguas, solo tienes que pinchar en "Listado Alfábetico de las películas del Blog".

Todos los comentarios serán contestados. Para plantear dudas, sugerencias o cuestiones puedes enviar un e-mail a: sgmcine@hotmail.com

Actualmente hay 358 reseñas publicadas.

miércoles, 18 de septiembre de 2013

Hijos del Tercer Reich (Unsere mütter, unsere väter)

Hijos del Tercer Reich (2013)

Berlin, junio de 1941. Poco antes del inicio de la invasión de la URSS por las tropas alemanas cinco amigos de la infancia se reúnen en una fiesta de despedida y, tras hacerse una foto de grupo, prometen volverse a ver una vez terminada la guerra. Los protagonistas son Wilhem Winter (Volker Bruch), un condecorado teniente de la Werhmacht, su hermano Friedlhem (Tom Schilling), soldado recien reclutado para servir en el frente junto a Wilhem; Greta, una camarera cuya aspiración es la de convertirse en estrella de la canción, la jóven enfermera Charlotte, destinada a servir en los hospitales del frente oriental, y el joven sastre judío Viktor Goldstein, novio de Greta. Pese al optimismo inicial con el que estos cinco amigos miran al futuro, pronto se verá como sus aspiraciones vitales son sacudidas por las crueldades y vicisitudes de la guerra.

Hijos del Tercer Reich (título español que poco tiene que ver con el título original de la serie, “Nuestras madres, nuestros padres”) es una muy reciente producción televisiva alemana que aborda, en formato de miniserie la historia de la II GM, centrándose particularmente en describir la lucha en el Frente Oriental y la vida en retaguardia, para ofrecer el punto de vista alemán sobre el conflicto. La historia está lejanamente inspirada en los diarios de guerra del padre del productor alemán Nico Hoffman -uno de los principales responsables del proyecto- quien declaró que el personaje de Wilhem Winter viene a ser un trasunto de su progenitor, cuyas experiencias de combate en el Frente Oriental sirvieron de base para elaborar el guión.

Hay que decir que pese a tratarse de un producto pensado y producido para la TV, Hijos del Tercer Reich ha sido un proyecto bastante ambicioso que ha contado para su rodaje con un más que generoso presupuesto de 14 millones de Euros. Un dinero que se ve que ha sido bastante bien empleado, puesto que la labor de ambientación, puesta en escena y recreación de los escenarios, esmeradamente cuidada hasta en los más mínimos detalles, resulta sencillamente soberbia. El rodaje tuvo lugar a lo largo de casi tres meses en diversos escenarios exteriores de Letonia y Lituania, combinado con la filmación en distintos estudios alemanes que se habilitaron para ambientar los escenarios interiores y las calles de los años 40 del pasado siglo.

En ese sentido, no es de extrañar que los aspectos técnicos de la serie rayen a gran altura, con una fotografía de excelente calidad (que recuerda a la de las series norteamericanas Hermanos de Sangre o The Pacific), unas escenas de acción que impactan por su realismo, asi como el empleo de unos muy buenos efectos especiales. En ese sentido puede afirmarse que, como producción alemana, poco o nada tiene que envidiar a dichos títulos producidos en EEUU. En esos aspectos, la realización técnica de la serie resulta sobresaliente y desde luego está a la altura de la mostrada en Hermanos de Sangre, sobre todo en el apartado de la brillante factura visual.

En el plano narrativo, me ha parecido que la serie aporta algún elemento interesante, en especial la evolución de los dos personajes principales, los hermanos Wilhem y Frieldhem Winter. Wilhem comienza siendo un aguerrido oficial que actúa movido por el patriotismo y convencido de la victoria final. Frieldhem, por su parte es el típico joven culto y sensible que advierte a Wilhem que “La guerra sacará lo peor de nosotros”, como efectivamente ocurre. De ese modo Wilhem evoluciona desde su inicial fervor patriotico al desengaño y hastío hacia la guerra, mientras que su hermano irá convirtiendose progresivamente, guiado por su instinto de supervivencia, en una despiadada máquina de matar. El desarrollo del resto de personajes protagonistas (la enfermera Charlotte, Greta, y el amigo judío, Viktor Goldstein) me pareció un poco más plano, si bien sus historias complementan bien la narración principal.

Los tres capítulos de la miniserie vienen a cubrir todo el periodo comprendido entre la invasión de la URSS en 1941 hasta la derrota del III Reich en 1945. El primer capítulo, que comprende entre junio y diciembre de 1941, me pareció interesante como presentación de la historia y de los personajes, pese a que algunos de los diálogos podrían haberse mejorado, y a que también se eche en falta algo más de acción que habría servido para dotar de mayor espectacularidad y agilidad narrativa a este capitulo.

El segundo episodio, que para mi gusto es el mejor de la serie, abarca desde mediados de 1943, en vísperas de la Batalla de Kursk, hasta finales de ese año. Este episodio contiene algunas lineas de diálogos realmente memorables, amen de mostrar unas excelentes escenas de acción recreando con tremendo realismo un sangriento combate urbano librado por la unidad de Wilhem contra las tropas soviéticas durante la batalla de Kursk. Además, considero que este segundo episodio es un magnifico exponente de cómo transmitir un rotundo mensaje antibélico mostrando la propia guerra en toda su extensión. Un episodio sobresaliente del que me quedo con una frase: “Mucha gente piensa que la guerra consiste en pelear. Se equivocan. Consiste en esperar, el próximo día, la próxima comida, el próximo combate…”.

Finalmente, el tercer episodio, que sirve de desenlace a la historia lo encontré un algo inferior al segundo, cubre el periodo comprendido entre finales de 1944 y los meses finales de la guerra en 1945. Este último capitulo, si bien mantiene el interés del espectador para conocer cual será la suerte final de los protagonistas, se queda algo corto a la hora de cerrar todos los temas apuntados en los dos primeros episodios (en especial el romance entre Wilhem y Charlotte, que no termina de concretarse). En ese aspecto, también he de apuntar que el desarrollo de la secuencia final que cierra la narración me pareció un tanto falta de una mayor dosis de emotividad. De haber transmitido algo más de emoción en el desenlace habríamos estado sin duda ante una serie absolutamente memorable. En cualquier caso, hay que reconocer que la valoración global de “Hijos del Tercer Reich” resulta bastante positiva. Una serie sin duda muy recomendable.


Calificación: 7,5/10

46 comentarios:

miquel zueras dijo...

Saludos, Von Kleist. Celebro que hayas regresado a la actividad bloguera.
"Hijos del Tercer Reich" la he visto en versión DVD. Parec que la intención de la televisión alemana fue hacer su versión de "Hermanos de sangre" El planteamiento de los amigos que prometen reencontrarse al final de la guerra me ha recordado a películas tan dispares como "De Dunkerke a la victoria" y "El cazador".
La verdad es que esta serie me ha gustado mucho aunque coincido que el segundo episodio es el más redondo y con escenas muy logradas. Hasta ahora solo había visto la batalla de Kursk en una producción soviética muy patriotera.
Ahora me propongo ver la polaca que ya he comprobado que está completa en youtube.
Saludos. Borgo.

Von Kleist dijo...

Buenas Mikel

Aqui estamos de nuevo, dando guerra, y aunque ahora tengo menos tiempo que antes, espero seguir dándola en el futuro.

Desde luego esta serie me parece deudora, en mas de un aspecto, de "Hermanos de Sangre", aunque también es cierto que es una serie menos bélica que aquella. Pero el cómputo general me ha parecido bastante satisfactorio, sobre todo por ese segundo episodio que es, de largo, el mejor de la serie.

Efectivamente, el tema de la foto no es excesivamente original, pero sirve bien para hilvanar la historia. Por cierto ¿adonde manda Frieldhem la foto antes de que los rusos lo maten?, creo que ese es un punto que no se aclara en el desenlace, o al menos yo no lo capté. En cuanto a la batalla de Kursk, es una pena que no saliera algo mas de enfrentamiento entre tanques, y de momento nos tenemos que confirmar con la poco realista recreación que se hizo en la larguísima saga de "Liberación", en concreto en la parte "El arco de fuego" que supongo es la que mencionas.

Muchas gracias por comentar, Mikel, espero seguir visitandote en su siempre estimulante y divertido blog.

Saludos

Conde de Salisbury dijo...

Parece interesante,además no hay muchas produciones alemanas sobre estas cuestiones. Me han entrado ganas de verla ¿donde se puede obtener?

Von Kleist dijo...

Buenas Lord Conde

La serie la está emitiendo canal Plus, pero si la buscas por Internet puede verse en multitud de páginas de series en streaming. A ver si tienes ocasión de verla y me comentas tu opinión.

Saludos

Rommel 50_55 dijo...

A mi me encantó la serie. Claro, pudo ser mejor con más escenas de acción o si hubiesen cerrado bien el final, pero aparte de eso, me gustó mucho. Si bien recibió una buena crítica, al parecer también ha sido muy criticada. Al parecer, el hecho de que ninguno de los personajes principales estuviera deportando o matando judios hizo que la gente (o algnas personas) diga que están intentando lavar la imagen de alemania o algo asi. Subí un video a youtube con esta serie. Muchos de los comentarios eran de esto, que "la serie es falsa o esta fallada por que todos eran nazis y odiaban a los judios", "que debo aprender historia (?)" y cosas asi. Por otro lado, parece que a la comunidad polaca no le gustó mucho por lo del grupo polaco que aparece.

Von Kleist dijo...

Buenas Rommel 50_55

Como apuntaba en la reseña, pese a que algun que otro "lunar" que puede ponersele, en lineas generales me ha parecido muy buena serie. Sobre todo por ese segundo episodio, de un realismo brutal y con algunos diálogos que me encantaron por su profundidad y humanidad.

En cuanto a las críticas que ha tenido la serie por los motivos que comentas, había leido algo sobre ellas, y la verdad no las comparto en absoluto. Es una serie sobre 5 jóvenes normales, inmersos en la guerra. Simplemente eso. No es una serie sobre nazis o la Gestapo, sino como las personas normales vivieron la guerra. Y lo cierto es que la serie no obvia mostrar las atrocidades y crimenes de guerra cometidos por la Werhmacht en la URSS, asi que no creo que la serie sea exclupatoria en ese aspecto.

En cuanto a las críticas que han venido desde Polonia... es cierto que el retrato que se hace de la resistencia polaca no es precisamente como el de unos luchadores altruitas, pero a mi me pareció que resultaba bastante creible. Yo desde luego me quedo con los aspectos positivos que nos aporta la serie, que no son pocos.

Saludos

Anónimo dijo...

Es la primera vez que veo una pelicula o serie en la que se muestran las terroríficas contradicciones, tragedia personal y tristeza que supone la guerra desde el lado alemán. Es algo así como recordar el llanto de los olvidados... haciendo la extrapolación, sería algo así como ver una serie desde el punto de vista de los 1000 asesinados por ETA. El lado oscuro guarda siempre recovecos de honda repercusión personal. Siempre olvidados.

Von Kleist dijo...

Buenas anonimo

Es interesante lo que apuntas, porque realmente la serie muestra la reacción de las personas normales ante los horrores del nazismo. El personaje de Wilhem, por ejemplo, las acepta de mala gana pero ya advierte, en la escena de la conversación con su capitán, que "como perdamos esta guerra, no habrá perdon".

El personaje de Frieldhem por contra, pasa de una actitud inicial de abierta repulsa al dejarse llevar por los acontecimientos, posiblemente por instinto de supervivencia, o por la propia deshumanización provocada por las atrocidades que presencia, aunque es algo que no queda muy claro en la serie.

Respecto a la comparación con las víctimas de ETA, creo que no es extrapolable, puesto que se trata de sucesos históricos con una base muy distinta.

Saludos

olhado_lh dijo...

Mas que una serie belica, o una serie a secas, la considero una cronica ficcionada de una epoca atroz. Mirandola asi, la considero de notable explicando el avatar de sus 5 personajes esteorotipados en medio de una guerra y en medio de los nazis salvajes.

En mi opinion Charlote tambien presenta una evolucion en su personaje, pasando de ser una idealista mujer alemana que se presenta voluntaria como enfermera y hasta denuncia a una judia, a pasar al arrepentimiento de la denuncia y hasta intentar salvar a una rusa.

El gran problema que le veo "Unsere Mütter, unsere Väter" es que la unica quimica que hay es entre los 5 personajes principales que rapido se separan, solo las escenas de Greta con el nazi aportan algo en este sentido. Le ha faltado mas metraje, mas protagonismo de los secundarios, mas pausa.

Lo dicho, buena cronica de una epoca, pero todavia espero la serie belica definitiva desde el lado aleman.

Von Kleist dijo...

Buenas Olhado

Estoy muy de acuerdo contigo, mas que una serie bélica, se trata de la crónica de una época, y de como las circunstancias empujaron a buena parte de los alemanes (nuestros padres, nuestras madres) a protagonizar una serie de sucesos que eran inimaginables en tiempo de paz.

En cuanto a la química de los personajes, considero que la serie cuida mucho el desarrollo y la evolución sicológica de los dos hermanos Winter, y deja a los tres restantes en un segundo plano, quizás más esquemático. Es cierto que Charlotte también evoluciona, como dices, pero su personaje me pareció mas tópico. El personaje de Greta queda igualmente un poco desdibujado y el de Viktor, sobre todo, apenas aporta algo a la historia. Es verdad que 3 capítulos parecen pocos, muy probablemente 6 o 7 episodios habrían sido los ideales para desarrollar adecuadamente la historia y los personajes. De todos modos el resultado final, con las salvedades expuestas, resulta más que notable.

A ver si las productoras alemanas se animan a seguir produciendo series de este tipo.

Saludos

ALOMA69 dijo...

Tiene muy buena pinta. Me interesa especialmente la visión alemana del conflicto.

Saludos.

Anónimo dijo...

Muy buena serie, a mis 16 años es algo de esas cosas que te enseñan que la vida no es tan facil como la pintan.
En fin, yo tenia una pequeña duda, y es si los personajes fueron reales.
Creo haber leido que esta basada en un diario, pero me gustaria saber eso, si solo tomaron el diario como base o si los personajes son totamente reales.
Si alguen pudiese contestarme...
Y muy buena critica, comparto tu punto de vista.
Un saludo :)

Von Kleist dijo...

Buenas Aloma

Gracias por el breve comentario, ciertamente siempre es de agradecer la visión alemana del conflicto, porque hasta la fecha casi siempre hemos visto el otro punto de vista, el aliado, ya sea Occidental o Sovietico. Eso sí, tenemos la estupenda "La Cruz de Hierro" de Peckinpah como excepción que confirma la regla.

Saludos

Von Kleist dijo...

Hola anónimo

Me alegro que pese a tu juventud, hayas disfrutado la serie. En cuanto a los personajes, como digo en la reseña Wilhem Winter está inspirado en un soldado alemán que combatió en la II GM, padre del productor de la serie. Respecto al resto, por lo que he investigado no son personajes inspirados en personajes reales, pero no te lo puedo asegurar al cien por cien. Lo que está claro es que todas las historias resultan creibles porque es probable que tengan alguna base real.

Saludos

Anónimo dijo...

ver tmb Stalingrad o Das Boat,son ALEMANAS Y aun mejores k esta buena serie.

Bonifacio dijo...

hola de nuevo, hoy terminé de ver esta buena serie y no me decepcionó, además de encontrarla en castellano fue una sorpresa agradable y poder ver las escenas en lugar de leerlas, los aspectos técnicos son muy buenos, aunque en el segundo capítulo me desagradó el ver a los "tiger" debido a que al parecer era el único vehículo blindado que debió ser memorable para los fanáticos del frente europeo; también no me gustó que se usara un panzerfaust durante el combate dirigido a la oficina de telégrafos estoy seguro que estaba fuera de época. por lo demás es una serie para volver a ver, es cierto que falta más elementos que ayuden a la trama como ver el punto de inflexión de Friedhelm el porque se convirtió en una máquina asesina sin escrúpulos y su cambio al SD; otro punto a favor es la denuncia que hace sobre la ayuda que los gringos dieron a los criminales de guerra y aún lo vemos en paises como Siria y uno se queda como viktor con el trago amargo que proporciona ese tipo de experiencia "salvar a mi enemigo para combatir a otro" (he "visto" algo parecido y aun no tengo la respuesta). hemos de notar que algunos "parches" de los uniformes (no me acuerdo el nombre de estos) fueron suprimidos, creo que estan prohibidos por la legislación alemana y al parecer son las letras SS pero no estoy seguro de ello. en verdad he disfrutado esta serie la cual desde mi humilde punto de vista debiera ser vista por la televisón de américa (me refiero al continente no a gringolandia), pero es obvio que es sumamente dificil que la transmitan en televisión por cable aqui en méxico. gracias por esta recomendación saludos desde zacatecas, México.

Piru dijo...

Querido Von Kleist, ha sido un placer reencontrarnos por la blogsfera cinéfila, te contesté en la entrada de las brujas..

Como tu, éste año ha sido un tanto difícil y atípico, especialmente en temas de tiempo libre que dedicarle al blog, espero que ambos podamos remendar esto y dejarnos abstraer un poco más por el cine (y el bélico en especial).

Me parece genial tanto la entrada como el producto que has escogido en ésta ocasión. Voy por el segundo capítulo y la verdad que me está dejando con un gran sabor de boca, coincido en que, hasta el momento, para mí también ha sido el mejor.

Clarísimamente influida por Hermanos de sangre, se echaba de menos un producto sobre la II Guerra Mundial que recuperase esa calidad. Creo que el mismo equipo que ha rodado la mini serie debería atreverse a hacer una versión del Band of Brothers a la alemana, pero manteniendo la vida en retaguardia. Sería muy buen ejercicio para todos.

La calidad, la ambientación, las batallas, el rigor histórico, los personajes (que recogen un amplísimo abanico sobre lo que era la población alemana en esos años, ideológicamente hablando), los detalles sobre la vida en el frente, algunas escaramuzas y salvajadas propias de toda guerra, es que no puedo quedarme sólo con un aspecto porque en tres capitulos de hora y media nos han presentado muchas de las virtudes que ya iniciase la HBO. Creo sin duda que debería haberse apostado por una secuencia de 10 u 11 capítulos.

Terminando ya, aprovecho para comentarte que ya soy un nuevo licenciado en Derecho, por lo que espero que demos guerra también en ese aspecto jejeje

Un abrazo Von Kleist!

Von Kleist dijo...

Buenas anónimo

Gracias por el comentario. En cuanto a los títulos que comentas, "Stalingrado" me pareció simplemente correcta, con algún que otro bajón de ritmo importante. En cuanto a "Das Boot" lo siento, pero como he comentado en el blog, me pareció un tostón infumable.

Saludos

Von Kleist dijo...

Buenas Bonifacio

Creo que los parches en los uniformes no han sido omitidos, de hecho, hay un gran realismo en las insignias que lucen los protagonistas: pasador de asalto de infanteria, banda de herido en combate, parche de combate contra carro... etc. La serie también es bastante verídica a la hora de describir las atrocidades cometidas por uno y otro bando, y como dices, de pasada muestra la connivencia de las autoridades norteamericanas con algunos funcionarios nazis, una vez terminada la contienda. Concuerdo contigo en que es una serie muy completa en todos los aspectos.

Me alegro de que la recomendación haya sido de tu agrado.

Saludos

Von Kleist dijo...

Buenas Piru

Encantado de verte nuevamente por estos lares. Como tú, he estado muy liado y la verdad, he tenido que desatender el blog más de lo que me gustaria, pero me alegra ver que sigues activo, y que sepas que te sigo leyendo siempre que puedo en tu blog.

Como dices, la influencia estética de "Hermanos de Sangre" es innegable, pero a la vez, de muy agradecer porque las escenas de acción son sobresalientes. Es cierto que echamos en falta más series de este tipo, como decía en otro comentario, esperemos que no sea la última que se produce en Alemania, porque siempre es interesante ver el otro punto de vista del conflicto. Y en este caso, me ha parecido que "Hijos del III Reich" ofrece un prisma bastante equilibrado respecto a los aspectos más oscuros de la contienda, y a las motivaciones de muchos alemanes que combatieron en ella. Siempre podría haber hurgado más en los crímenes nazis, por supuesto, pero aun así creo que la serie cumple su objetivo.

Saludos

Major Reisman dijo...

Buenas

Salgo un momento de mis cuarteles de invierno para comentar esta serie. Por poner el contrapunto.

A mi me defraudo, quizás porque esperaba mucho debido a que había leído algunas críticas previas que la ponían por las nubes. La doy un aprobado alto, y gracias.

Voy a apuntar alguno de sus fallos.

El argumento de los amigos está muy visto. Además de las películas apuntadas por Miquel añadiría "Los cuatro jinetes del apocalipsis" y "Eric oficial de la reina".

A mi el segundo episodio me pareció flojo. ¡Qué demonios hace un ruso disparando un panzerfaust! Según parece no entraron en servicio hasta agosto del 43. Que un director americano/británico/ruso cometa ese fallo tendría un pase. Que lo cometa un director alemán con una de las armas más características de la Wehrmacht,...

Al contrario que BOB o TP, aquí los personajes son ficticios... y les pasan cosas realmente increíbles. Porque lo de la enfermera encontrándose con la rusa-judia a la que traicionó, convertida en una coronela soviética con aires de dominatrix no me lo creo ni harto de vodka.

Yo pensaba que Berlín había sido destruido/saqueado, pero cuando llegan en mayo del 45 se encuentran con que todos los lugares de 1941 están relativamente intactos (la casa de Viktor, de Greta, ¡el bar!)

Y por no aburrir. Billy Wilder tenía razón. En "Un, Dos, Tres" los alemanes decían que no se habían enterado de que había nazis, que habían estado trabajando en el metro. Pues aquí lo mismo. ¿Un grupo de 5 alemanes del año 1941, ninguno de ellos nazi, ni simpatizante, con un amigo/novio judío entre sus componentes? Difícil de creer ¿no?

Bueno, ya está. Winter has come y vuelvo a mis cuarteles. Confío en volver a tener tiempo para regresar a la blogosfera, pero por ahora no va a poder ser.

Un abrazo Kleist, y sigue así

Von Kleist dijo...

Buenas Herr Major!!

Bienvenido no, bienvenidisimo de nuevo a este blog, y espero que, en un futuro, a la blogosfera. Realmente (y no lo digo por cumplir, lo digo de verdad) echaba mucho de menos tus comentarios y tus estupendas reseñas en tu blog. Me ha hecho mucha ilusión esta inesperada reaparición y espero que no sea aislada.

En cuanto a lo que comentas, ciertamente la serie tiene sus fallos, por eso le doy una nota por debajo del notable alto. Principalmemte encontré los que apunto: esquematismo en el desarrollo de los tres personajes "no combatientes", alguna que otra trama argumental no bien cerrada, y un primer capítulo en el que eché en falta más acción.

Respecto a lo que apuntas, ciertamente la reaparición de la médico judía convertida en heroina del Ejército Rojo, me chirrió bastante, pero bueno, lo acepto como licencia narrativa. Quizás encuentre menos disculpable el hecho de que los protagonistas se encuentran demasiadas veces entre sí, (en pleno Frente Oriental) lo cual me pareció poco plausible. Lo del panzerfaust, no había caido, pero bueno, lo considero un error menor.

Ahora bien los aspectos positivos de la serie son también muy destacables, de ahi que la considere como de notable, no alto, pero sí cerca. Esa labor de ambientación (absolutamente espectacular) el impacto visual de las escenas bélicas y el interesante desarrollo de la personalidad de los hermanos Winter realmente me parecieron muy dignos de valorar. Es cierto que no estamos ante una serie perfecta, pero en lineas generales a mi me pareció que es un producto de calidad.

En cuanto al segundo capítulo, te recomiendo que lo vuelvas a ver. A mi me pareció de un realismo y una intensidad dramática brutales (el momento en el que Wilhem se ve literalmente engullido por el horror de la guerra, por ejemplo). Y tiene algunas lineas de diálogo que me parecieron memorables, asi como el momento en el que Frieldhem carga en plan suicida contra la posición rusa y cuando por fin la captura exclama ¿"Por esto, por esto....?.

Lo dicho, Mayor, un enorme placer volverte a ver, y espero poder comentar lo antes posible una nueva entrada en tu blog.

Un abrazo de un viejo camarada.



Piru dijo...

Hola Von Kleist, ahora que lo mencionas, yo tampoco acabo de entender qué es lo que ocurre con la fotografía de Friedhelm. Antes de inmolarse ante los rusos se la da al hombre que dirige a los chicos, entiendo que debe ser un maestro de escuela con sus pupilos, y le escribe una dirección a la que debe mandarla. Pero posteriormente en ningún momento vemos cuál es el destino de la misiva. Creo advertir que debería ser la dirección del restaurante en el que habían quedado todos, también podría ser la casa familiar de los hermanos Winters. Me genera dudas...

Un saludo

Von Kleist dijo...

Buenas Piru

La verdad es que yo también me quedé con la duda. ¿Error de montaje en la fase de posproducción con "corte" de la escena que aclaraba el destino de la carta?, ¿o lapsus de continuidad de los guionistas?. Lo lógico sería que la enviara a la casa familiar, supongo que para que la recibiera su hermano, puesto que Frieldhem era el unico de los cinco que no tenia vínculos sentimentales con otro del grupo... me habría gustado saberlo, la verdad.

Saludos

olhado_lh dijo...

Saludos Von Kleist, te dejo este enlace donde se habla de una nueva mini-serie ambientada en la resistencia noruega http://www.hollywoodreporter.com/live-feed/fx-lands-world-war-ii-647861

Von Kleist dijo...

Buenas Olhado

Muchas gracias por el apunte sobre la serie, me tomo nota.

Saludos

Jean Moulin dijo...

Acabo de terminar de ver la serie y en general me ha gustado aunque me ha parecido un poco tipo "telenovela". Eso de hacer creer al final del primer capítulo que Friedhem había muerto cuando regresaba con el rancho y lo mismo en el segundo capítulo de hacer creer que a Viktor lo habían matado los partisanos polacos, me parece un recurso un poco barato para mantener en vilo al espectador y hacer que vea el siguiente capítulo.

Y como han dicho varios ya, esos reencuentros y casualidades que se producen a lo largo de la serie son un poco inverosímiles. También me parece inverosímil que a un desertor le perdonen la vida, a los desertores se les fusilaba para dar ejemplo y evitar más deserciones.
En fín, que parecía que ninguno de los 5 se iba a morir, que siempre se salvaban en el último momento, y que al final mueran 2 le da más verosimilitud y ya al final del todo cuando salen los créditos me llevé la sorpresa de ver que los personajes eran reales! O eso por lo menos pretende hacer creer la serie mostrando la supuesta fecha de nacimiento y fallecimiento de cada personaje. Ante la duda me puse a buscar y es cuando encontré este interesante blog y según he leído la serie está basada en hechos reales pero los personajes no lo son, no? Si los personajes no son reales me parece de muy mal gusto que la serie pretenda hacer creer que sí lo son.

Respecto a las pocas escenas bélicas, muy bien hechas sí, pero vamos de Kursk apenas si salen un par de Tigres, de la batalla en sí no sale nada.

Lo dicho, la serie me ha gustado pero de producciones alemanas sobre la segunda guerra mundial me quedo como ha dicho alguno con "Stalingrado" y "Das boot", para mí más realistas aunque la de "Das boot" sí es verdad que es un poco tostón, sobre todo la versión extendida jeje (me gustó más el libro)
Por cierto que hay otra producción alemana, una película del 2006 para televisión sobre la vida de Hans-Jürgen Massaquoi, un negro alemán en la Alemania nazi, muy interesante pero está solo disponible en alemán...
http://www.imdb.com/title/tt0464129/

Saludos y enhorabuena por el blog.


Von Kleist dijo...

Buenas Jean Molin

Concuerdo contigo en que algunos de los aspectos narrativos de la serie resultan demasiado folletinescos, y que las muertes de los protagonistas ocurren bastante al final. Ese es un aspecto que sin duda le resta méritos a la serie. En ese sentido, igual que hablo de los personajes (me gustaron más los combatientes, que los no combatientes) el aspecto puramente bélico de la historia supera bastante a la parte de la retaguardia.

En cuanto a la historia, está lejanamente inspirada en hechos reales, al menos en la parte bélica. Por lo demás, en cuanto a los títulos que citas, verás que Das Boot me pareció un tostón de primera, y "Stalingrado" un título simplemente correcto.

Saludos

Kazuo Kiriyama dijo...

Por lo que veo ya han estado hablando de los pequeños agujeros narrativos de guión, además de que a los polacos les resultó injusto el retrato que se hace del Armia Krajowa. Desconozco la verdadera historia detrás de este grupo, pero lo vi demasiado antisemita, pero es cierto que el Armia Krajowa les prestó cierto apoyo al ZOB durante el levantamiento del ghetto de Varsovia.

Una curiosidad, al igual que Band of Brothers, esta miniserie tambien tiene a su teniente Winter, jeje.

Endika martin.leibar dijo...

von kleist, tienes ya stalingrado 2013 para comentar por internet

quiero ver que opinas de esta pelicula.

a mi me ha sorprendido mucho el hecho de haber metido la pelicula 300 dentro de este tipo de peliculas belicas.

y desde mi punto de vista sin ser una pelicula que roce el 8, mejora la stalingrado de los años 90

Von Kleist dijo...

Buenas

Endika, respecto a "Stalingrad" versión 2013, estoy terminando su visionado y espero comentarla en los próximos dias. Asi que la reseña no tardará mucho en aparecer en el blog.

Hola Kazuo

Como dices, esta serie es deudora de la afamada BOB en más de un aspecto, y no había caido en lo del teniente Winters, pero es verdad...;) Aunque lo que más se agradece es la influencia, para bien, en el aspecto visual y la impecable puesta en escena de la serie.

Saludos

Ernesto dijo...

Buenas, a mi me parecio una gran serie sobre la segunda guerra mundial. Me encatan estas pelis o series donde se ven las cosas desde la perspectiva alemana.

Anónimo dijo...

Dejense de sus mamadas de comentarios...En donde puedo ver la serie?

Von Kleist dijo...

Buenas Anónimo

Tienes medios de sobra: internet, DVD, descarga de la red...

Saludos

Anónimo dijo...

Sólo señalar q el destino de la carta si queda claro, la casa paterna, cuándo Charlotte entra al bar Wilhem dice no esperéis a Frieldhem.
También aclarar q la legislación alemana si permite símbolos nazis n recreaciones históricas, de hecho cuando Greta acude a cuartel Gestapo se ven esvasticas

Anónimo dijo...

yo no entiendo como Friedhelm se dejo matar por los rusos, el no estaba de acuerdo con la guerra, xq no se entrego? para mi se hizo un nazi hecho y derecho. y no esta mal, aunque si confunde mucho, xq el no era asi, la guerra lo cambio? quien sabe q opinan?

Anónimo dijo...

Hola Anónimo, soy Diego, y en mi opinión Friedhelm, evidentemente se transforma en una máquina de matar, en definitiva, en cualquier guerra, matas o te matan.
Personalmente, me parece una escena conmovedora cuando cae, ya que uno se encariña con el personaje.
Creo que Friedhelm, se dejo matar y esta claro que él no era así, pero en un enfrentamiento salvaje como fue la Segunda Guerra mundial, cualquiera queda desequilibrado. El hombre paso de ver como un nazi mataba a una pequeña niña judía ucraniana, a participar en un pelotón de fusilamiento disparando a la cabeza a una mujer rusa, luego en Polonia disparó por la espalda a un niño que escapaba a la carrera, oyendo los sollozos desgarradores de su madre...y por último, tiró de la cuerda para ahorcar a un grupo de partisanos rebeldes...en fin mi amigo, yo creo que esas vivencias traumatizan y desequilibran a cualquier ser humano...en mi opinión.
Por eso Friedhelm, nazi o no nazi, se deja matar, es decir, morir matando, cuando la guerra ya estaba perdida...
En general, la serie me pareció muy buena, y junto a la edición especial de Saving Private Ryan, Band of Brothers y The Pacific, tiene un lugar especial en mi videoteca.
Un saludo desde Buenos Aires.

Batiatus dijo...

A mí me gusto mucho, pero tiene fallas gordas; no da ni la menor explicaciòn de porque el hermano que se ha convertido en màquina de matar se suicida (o asì lo parece) justo al final de la guerra. ¿No se supone que lo principal para él es sobrevivir? Me revienta que no expliquen nada. Me suena algo asì como "Ya le sacamos el jugo que queríamos sacarle al demostrar como la guerra corrompe, pero ahora no podmos dejarle vivo porque serìa algo asì que como justificar los crìmenes de guerra, así que para lavarnos las manos lo matamos como justicia poètica". Especialmente cuando el oficial amante de la chica sì sobrevive y termina trabajando por un buen sueldo para los aliados.

No mucho mejor explicada esta la desición de la chica cantante de pelearse con todo el mundo y terminar en la càrcel como una boba, porque se supone que no tiene un pelo de tonta. Así que no hay explciaciòn alguna tampoco.

Lo que sí me decepciona y mucho es que no hayan tocado el tema de los ruosos que se pasaban al bando alemán en la guerra, porquie era muy rico. Espeicalmente el descubrimiento de "Diablos, estos nazis se parecen bastante a nuestros comisarios, y yo creía que eran muy distintos" conmbinado con el que los propios soldados alemanes hacían al convivir con los rusos pasados al bando alemán y oír sus historias, que los llevaban ievitablemente a pensar "diablos, estos comunistas se parecen más de la cuenta a nuestros SS y a mí me habían vendiod la idea de que no era sí: de que cosas se entera uno en estos fregados". Eso sí que hubiera sido un temazo. Y no me explico poruqe en lugar de tocarlo tienen que hablar tanta bosta del judío con los polacos, que es una historia definitivamente menos interesante.

Tigran Petrossian dijo...

Para mí friedhelm esta mal caracterizado; al principio parece un hippie sesentero en vietnam (asqueado de la causa-injusta-de-esta-guerra y súper-pacifista, pero metido en medio de una guerra)y si se supone que NO es un antinazi fánatico sino un tipo apolítico (Diablos, es que hasta el judío parece un apolítico)no hay explicacón de esa conducta. Deberían habernos mostrado PRIMERO su desengaño de las cochinadas que los alemanes cometían y DESPUES su inconformismo resultante.(de todos modos ese incorformismo da risa en 1941: sería muy realista en 1944 pero en 1941 cuando Hitler era súper popular NO me lo trago) Pareciera que el director copió cliches de filmes americanos de vietnam en vez de hacer su propia versión.
Lo de mandar a los rusos al campo minado peor explicado aún: los alemanes sentían una paranoia tremenda por no distinguir un partisano de un civil (magistralmente descrita por Bigelow en Tierra Hostil)y era lógico y natural que quisieran salvar vidas de sus compañeros poniendo a los rusos al frente. Pero lo pintan como el "punto de inflexión" de Friedhelm cuando ni harto de vino un alemán se traumatizaba de hacer eso con tanto partisano encima de ellos.
Lo de "por esto" no tiene perdón de Dios en un filme alemán: todos los alemanes sabían que el fin de Kursk NO era ganar terreno sino defenderse atacando para impedir que los rusos pudieran tomar la iniciativa al retirar divisiones a Italia. Era una ofensiva preventiva para causarle el mayor daño posible a los rusos e impedirles pasar a la ofensiva porque los aliados cayeran sobre Sicilia. Por lo demás eso de defenderse atacando era el viejo buen remedio prusiano cuando todo lo demás fallaba. En un director británico o americano tiene un pase, pero en un alemán...

De todos modos, así y todo, yo sí le pondría un sobresaliente a pesar de sus fallas, porque también tiene muchos puntos buenos.

Lo de los prisioneros rusos pasados al bando alemán merece una historia aparte. Inexplicablemente no se ha hecho. Y no me explico porqué, porque es una historia fascinante.

Von Kleist dijo...

Buenas

Respondiendo a Batiatus

En cuanto a la evolución del personaje de Friedhelm a mi sí me pareció justificada. Su pacifismo al final cede ante el instinto de supervivencia, y descubre que tiene aptitudes innatas para el combate. Lo que está claro es que es un personaje atormentado por lo que ha vivido, lo cual posiblemente explica su decisión final de lanzarse contra los rusos en plan suicida. Es la explicación que yo le encontré y que considero mas plausible. En cuanto a que no se toque el tema de los "Hiwis" o rusos colaboradores con los alemanes, posiblemente sea porque hubiera desviado la atención de la trama principal, que trataba de contar la historia de los protagonistas. Aunque ciertamente concuerdo contigo en que ese es un aspecto histórico más que interesante y que no suele salir reflejado en ninguna película bélica.

Tigran Petrossian En cuanto a la evolución de Frieldhem me remito a mi comentario anterior. Se puede discutir si es más o menos realista, pero a mi sí me parece coherente. Es un personaje que elige sobrevivir en un contexto -la guerra- en el que no es feliz, un dilema que considero interesante.

Respecto a Kursk, discrepo en cuanto a eso de que los alemanes no esperaban ganar terreno. La ofensiva tenia como objetivo eliminar el saliente y las fuerzas sovieticas que lo defendían, y la moral antes de la ofensiva era buena entre las tropas alemanas. Luego considero que muchos de ellos sí que confiaban en la victoria.

Saludos

Anónimo dijo...

Hola
Me parece una serie excelente. Solo tengo una duda. Alguien me puede explicar como la enfermera judia pasa a ser una teniente o coronel rusa ?
Gracias

Von Kleist dijo...

Hola anónimo

La verdad es que ese aspecto del "ascenso" de la enfermera judía no se explica para nada en la serie, y me pareció una licencia narrativa un poco forzada, con reaparición incluida. En cualquier caso, si era una médico cualificada, entiendo que habría estado como oficial del cuerpo sanitario del Ejercito Rojo.

Saludos

Roberto Barrios dijo...

estimado sabes si esta historia esta basada en un hecho real?

Von Kleist dijo...

Estimado Roberto

Lo comento en la entrada, está parcialmente basada en las memorias de un soldado alemán que combatió en la II GM, si bien está claro que se han tomado muchas licencias a la hora de adaptarla a la pantalla.

saludos

Anónimo dijo...

Buenas tardes compañeros. Recién puedo ver la serie -muy buena desde el aspecto técnico, aunque llena de lugares comunes, de cabos sueltos y de pequeñas historias mal resueltas- y me quedó una pequeña duda:

En el capítulo 2 hay una escena donde Friedhelm, luego de una carga desesperada, queda dentro de un edificio junto al soldado Martin. Durante la noche y cuando se aprestar a escapar, este último se levanta para irse y recibe un tiro en la cabeza... ¿Quién le dispara al soldado Martin, los rusos o el propio Friedhelm? Por un lado, el disparo viene desde el lugar en donde se encuentra Friedhelm pero en la continuidad de la escena a este no se le sosteniendo el arma... por otra parte ¿Qué sentido tendría que asesinara a su camarada? En esa situación, y no solo eso, ese disparo delataría (¿cómo finalmente lo hizo?) que se encuentran en ese lugar... Lo lógico era que los que le disparen a Martin sean los rusos... en ese caso ¿porqué el disparo viene de atrás?

Se que a pasado mucho tiempo ¡pero recién vi la serie hoy!

Les mando un saludos desde Argentina.

Guillermo

Von Kleist dijo...

Buenas Guillermo

La verdad es que no me había planteado el tema de esa escena, pero por lo que yo entendí el disparo que mata al soldado Martin fue efectuado por un francotirador ruso, que estaría oculto en alguna estancia de un edificio cercano. En ningún caso me dio la impresión de que fuera Frielhem el que dispara. Espero haber sido de ayuda.

Saludos