BIENVENIDO

Gracias por visitar este Blog.

Se pueden publicar comentarios en cualquier reseña. Para consultar reseñas antiguas, solo tienes que pinchar en "Listado Alfábetico de las películas del Blog".

Todos los comentarios serán contestados. Para plantear dudas, sugerencias o cuestiones puedes enviar un e-mail a: sgmcine@hotmail.com

Actualmente hay 357 reseñas publicadas.

miércoles, 20 de agosto de 2008

El Ojo de la Aguja (The Eye of the Needle)

El Ojo de La Aguja (1981)

Inglaterra, 1944. El espía aleman infiltrado Heinrich Faber (Donald Sutherland) conocido por su nombre en clave de “La Aguja” (debido a su método de asesinar empleando un estilete), es localizado por agentes del contraespionaje británico y emprende la huida. Sin embargo, antes de salir de Inglaterra tendrá tiempo de fotografiar las falsas concentraciones de tropas aliadas frente a Calais, una información crucial de cara al desarrollo de la Operación Overlord. Tras llegar a Escocia, Faber intenta dirigirse al punto donde habrá de recogerlo un submarino para llevarlo de vuelta a Alemania. Sin embargo, durante el trayecto su buque naufraga en una tempestad y Faber irá a parar a la Isla de las Tormentas, un aislado e inhóspito islote habitado por David y Lucy Ross (Kate Nelligan), un matrimonio en crisis debido a la parálisis del marido, que quedó lisiado en un accidente de tráfico. Lucy pronto se verá atraída por Faber, con quien comienza un peligroso romance mientras aquel trata de contactar nuevamente con el submarino alemán y transmitir la vital información que posee.

Basándose en el Best Seller del famoso escritor Ken Follet titulado “Eye of the Needle”, el director Richard Marquand llevó a la gran pantalla esta adaptación de la novela de Follet con guión de Stanley Mann. Esta película es, sin duda, uno de los mejores thrillers de espionaje ambientados en la II GM, además de ser una de las más logradas dentro del subgénero de espias. El gran pilar que sustenta la historia es claramente el sólido personaje central, Faber, brillantemente interpretado por un Donald Sutherland en estado de gracia. El actor británico refleja a la perfección la doble cara del espía: un asesino frio y despiadado, pero a la vez, un hombre lleno de encanto personal y gentileza externa.

Por otra parte, la película ofrece una rica gama de subtramas muy bien hilvanadas entre si, incluyendo la historia de amor de Faber con Lucy, una mujer atrapada en un matrimonio frustrado; junto con elementos clásicos del mejor cine de suspense y acción, mezcla que logra construir una atmósfera de tensión emocional muy lograda. Ello se ve resaltado, además, por la cuidada ambientación de los escenarios (la película se filmó en escenarios reales de Inglaterra y Escocia) y la adecuada banda sonora de Miklos Rozsa. Como apuntaba antes, lo mejor del film es como integra las distintas situaciones que se plantean y las va desarrollando manteniendo un ritmo sostenido y creciente, que logra mantener en vilo al espectador conforme se acerca al climax final. Los paisajes desolados y el inclemente tiempo de la Isla de las Tormentas crean el entorno perfecto que sirve de escenario a la historia, que logra en todo momento transmitir una sólida sensación de verosimilitud y dramatismo a partes iguales.

En resumen, “El Ojo de La Aguja” es un film de muy buena factura, convincente guión y muy buenas actuaciones, no solo de Sutherland sino también de los secundarios. Una película bastante completa que no defraudará a los buenos aficionados al cine en general.

Calificación: 7,5/10

7 comentarios:

Rodrigo dijo...

Hola, mas bien que hablar sobre la pelicula, que vi hace poco tiempo, la cual es bastante buena, quisiera referirme al blog, el que esta notable y es una muy buena fuente de películas y críticas bastante acabadas en el aspecto técnico, argumental e histórico, lo que lo hace bastante completo para los amantes del Cine y de la Historia, especialmente la Segunda Guerra Mundial. Gracias al blog baje y vi peliculas como Talvi Sota y Katyn, películas dificiles de encontrar en medios mas populares como un Blockbuster o el cable, como también películas mas accesibles como Atonement. Muchas gracias por ello.
Saludos,
Rodrigo Berrios, Cinéfilo y estudiante de Historia, Geografía y Cs. Sociales.

billy dijo...

No se porqué me dió la impresión de haber visto otra cinta con casi el mismo argumento y protagonista principal (creo que fue aquella en la que querían matar a Churchill). De todas formas tengo que decir que me pareció una cinta un tanto malrollista (me gustó más el Shuterland de Mash y otras posteriores).

kikinhogz dijo...

Buena película indudablemente. Sutherland está inmenso, personalmente,llegó un momento que le odié de lo perverso y real que resulta su personaje.

Un saludo y a seguir así! ;)

Von Kleist dijo...

Buenas y gracias por los comentarios

Rodrigo, encantado de que el blog te sea de utilidad, no solo para contrastar opiniones sobre films ya vistos, sino también para descubrir otros menos conocidos. Reconforta saber que la tarea del blog es apreciada. Espero seguir mucho tiempo en la misma linea.

Billy, como dices, esta película guarda ciertas similitudes con "Ha llegado el águila", donde Sutherland interpreta también a un agente alemán (pero miembro del IRA en ese caso) infiltrado en un pueblo inglés, para ayudar al comando que ha de asesinar a Churchill. La verdad es que ambos papeles son bastante parecidos pero personalmente opino que Sutherland está mejor en esta película, ya que dota a su personaje de un punto "oscuro" muy interesante.

Kikihno, sobre la interpretación de Sutherland como "la aguja" poco más que añadir. Opino que está entre las dos o tres mejores de su amplia carrera como actor.


Saludos

Anónimo dijo...

Solo un puntualización. Si la memoria no me falla Donald Sutherland es canadiense de nacimiento.

Von Kleist dijo...

Hola anónimo

No recuerdo ahora mismo ese detalle de la nacionalidad. Creo que lo que sí mencionaban era que la madre de "aguja" era canadiense. Pero en cualquier caso gracias por el apunte.

Saludos

Anónimo dijo...

Donald Sutherland es canadiense, no británico.